Convivencia y buen trato entre escolares

Taller de Inteligencia Emocional para la convivencia y el buen trato entre escolares

Dirigido a: Alumnos de primaria

La misión de este taller es la de dotar a lo niños/as herramientas de Inteligencia Emocional para mejorar la convivencia y prevenir el acoso escolar, es decir, aquellas situaciones en las que se produce un maltrato continuado e intencionado causado por agresiones verbales o físicas, o situaciones de rechazo y exclusión de un compañero o grupo de compañeros (agresor/es) hacia otro (víctima), desde un nuevo enfoque, considerando a los compañeros que se encuentran dentro del entorno donde se produce el acoso (observadores) como parte activa para su resolución.

c
Los seres humanos nos relacionamos con lo que nos rodea en base a la interpretación individual que realizamos de lo que ocurre según la cultura, experiencias, valores y aprendizajes que hemos adquirido. Debido a esta interpretación desde nuestro fuero interno, pensamos, sentimos y finalmente actuamos de una manera determinada.


Por tanto, para que un sujeto, en este caso observador, modifique su conducta pasiva por una proactiva, se deberá indagar sobre la manera en que interpreta las situaciones de maltrato, acompañándole en un proceso de autoconocimiento, reflexión y cambio.


En muchas ocasiones el observador no actúa por miedo al qué dirán o cómo actuarán el resto de observadores o el acosador, desde la cultura de trabajo en equipo donde prevalece el sentido de aceptación y pertenencia a un grupo y que ese grupo es un apoyo y se ven protegidos y respaldados, la eficacia de la actuación es mayor que en situaciones aisladas.


Por ello, y destacando la idea de que las emociones y su gestión juegan un papel crucial para el devenir de cualquier relación, se hace necesario recurrir a la inteligencia emocional como vía principal del proceso de transformación y referente para llevar a cabo nuevas conductas de una manera ecológica, sin volver a dañar el entorno.


En definitiva, el foco principal es dar cabida entre los niños a la figura del observador proactivo, aquel que es capaz de reconocer lo que está ocurriendo, de sentirse responsable e implicado, y con herramientas basadas en inteligencia emocional que le ayudarán a gestionar situaciones de maltrato en las que se vea envuelto.

El objetivo general del taller es, dentro de los protagonistas del acoso escolar, definir la figura del “observador” y dotarle de herramientas para que dicha figura sea proactiva de una manera ecológica para el entorno en este tipo de situaciones, favoreciendo actitudes de convivencia y buen trato.

Los objetivos específicos son:

  • Definir la figura del “observador” y “observado”
  • Ayudar a identificar las emociones y proporcionar estrategias para su gestión.
  • Aportar habilidades al observador para saber qué hacer ante situaciones de acoso.
  • Establecer un compromiso personal de “convivencia y buen trato” ante el acoso
    escolar.
  • Desarrollar el trabajo en equipo ante situaciones de acoso fomentando que la figura del “observador” no es aislada sino que en grupo el resultado es mayor.
  • Dotar al niño de una herramienta de trabajo (“emocionario-cuaderno de entrenamiento del observador”) que pueda utilizar en casa y en el entorno educativo.

 

Desarrollándose en:

– Curso 2017/2018:

logo junta de castilla y leon

 

 

 

Realizándose semanalmente en el C.R.I.E Fuentepelayo con niños de 5º y 6º de primaria.